Ideas

3 formas de colgar elementos de ducha sin hacer agujeros

Depositphotos_9820889_s

Existen diferentes elementos de ducha para poder tener colocados de manera ordenada los botes de champú, gel y otros productos de baño, aunque la mayoría requieren que se abran agujeros en la pared para su colocación. Pero si buscamos bien, podemos encontrar algunos que se ponen y quitan con un sencillo gesto. Te mostramos 3 formas de colgar elementos de ducha sin hacer agujeros en el baño.

Las pequeñas repisas que colocamos en la ducha para mantener ordenados los botes y las esponjas de toda la familia pueden estropearse con el uso y la humedad, o pueden pasar de moda, y precisan que las cambiemos con frecuencia. Cada vez que los cambiamos, al ser de diferentes formas y tamaños, precisan que los agujeros se hagan en sitios diferentes, por lo que al final quedan los azulejos de la ducha agujereados y con mal aspecto.

Para que esto no nos pase, podemos encontrar otros tipos de elementos de ducha que se pueden colocar fácilmente sin necesidad de abrir agujeros. Estos 3 que te mostramos son los más prácticos y los preferidos de los usuarios:

Balda con forma de percha

Balda con sujeción en forma de percha. Son baldas de metal resistente a la humedad y la oxidación que se pueden colgar en el grifo de la ducha de forma muy sencilla como si fuera una percha. Se puede quitar cuando se requiera para limpiar bien o cuando necesite reponerse por otra nueva.

Balda con ventosa. Para su colocación tan sólo es necesario limpiar bien la superficie, y presionar la ventosa hasta que quede bien sujeta. Presenta el inconveniente de que no soporta demasiado peso, ya que la ventosa puede despejarse, pero son muy prácticas para colocar varias a diferentes alturas y así clasificar los botes de champú, gel, mascarillas, cremas…

Balda con almohadilla adhesiva

Balda con almohadillas autoadhesivas. Se colocan de la misma forma que las baldas con ventosas, pero son bastante más resistentes si colocamos más peso sobre estas baldas. El pegamento que contienen las almohadillas es resistente a la humedad, por lo que pueden durante mucho tiempo sin despegarse. Para colocarlas sólo hay que quitar el papel protector de la almohadilla y presionar bien para pegar sobre los azulejos limpios y secos.