Herramientas y Materiales

Colocar molduras en el salón

escayolas

Es posible que puedas renovar el aspecto de tu salón colocando unas molduras decorativas. Las más comunes son de escayola o de poliestireno. Antes de decantarte por una de estas dos opciones debes de conocer bien sus características. y la forma de instalarlas.

Hay que decir que las molduras de poliestireno son más adecuada que las de escayola o yeso, sobre todo por su fácil colocación cuando no se cuenta con grandes conocimientos en bricolaje. Tampoco será preciso recurrir a complicadas herramientas para ponerlas. Se trata de un material más limpio y ligero.

En el mercado encontrarás una gran variedad de modelos y diseños, de colores blanco o beige, pero puedes pintarlas del color que desees. Al margen del material que escojas, con estas molduras conseguirás dotar a cualquier estancia de un atractivo diferente. Se pueden colocar en el salón, habitaciones o pasillos.

Las herramientas que necesitarás para este trabajo son una caja de ingletes, una sierra manual, cemento cola, pasta de fijación especial para las molduras de poliestireno, pistola de silicona, pintura acrílica blanca para molduras, brocha y cinta de carrocero. Para que nos resulte más sencillo trabajar con las molduras utilizaremos dos caballetes y un tablón.

Debes de tener en cuenta a la hora de ponerlas si deseas ponerlas junto a la pared o dejando un hueco. De esta forma será más complicado que apoyada sobre la pared. Escogida la forma de hacerlo debes de tomar las medidas de la pared más estrecha, para que su colocación nos resulte más sencillo. Cortaremos con la sierra la medida adecuada de la moldura, pero teniendo en cuenta que en los extremos debes de cortarla con un ángulo de 45 grados.

Pegamos la moldura al techo empezando por una de las esquinas. Posteriormente haremos lo propio con el resto de partees rectas. Cuando acabemos hay que lijar las juntas de las molduras para acabar pintándolas.