IdeasTrucos

Cómo aumentar el rendimiento de una cocina pequeña

Cuando tenemos una cocina muy pequeña no quiere decir que nuestra tarea en la misma tenga que ser hecha de un modo incómodo. Si pensamos bien  y este es un ejemplo que siempre se da, en los programas de cocina de la TV, no se desplazan para aquí o allí todo el tiempo. Se trabaja siempre sobre un área que en realidad no es muy grande. El único secreto es ser personas organizadas antes de comenzar el trabajo, durante y luego de finalizado el mismo. Veamos como nos conviene proceder.

Lo primero que haremos es ver que cosas que tenemos en la cocina se usan y que cosas no. Para eso, vaciamos la alacena o cualquier espacio que tengamos de almacenaje y clasificamos. Todos los electrodomésticos que no se usan, o solo se usan una vez al año, deben irse, salvo que tengan un valor sentimental. Igualmente dudo que una vieja licuadora que no anda muy bien, nos produzca muchos sentimientos.

Optamos por los utensilios apilables. Son muchos más simples de almacenar ocupando poco espacio y nos quedan más a mano siendo muchos elementos a la vez. Dentro de la zona de almacenaje conviene usar organizadores, ya que también simplifican las tareas.

El aérea de trabajo tiene que estar despejada. No puede estar la tostadora, el jarroncito, etc. En esa zona no va nada. Lo que necesitamos tener a mano y nos gusta a la vista, para eso tenemos los estantes que son simples de colocar, o los colgadores. Usemos lo vertical para almacenar y lo horizontal para trabajar.