Restaurar

Cómo colocar unas puertas vaivén

Saloon old doors

Es posible que el salón o cocina de alguna vivienda hayas visto las puertas vaivén, que son similares a las de las películas del oeste. Abren y cierran para las dos direcciones, por que se facilita la entrada sin necesidad de emplear las manos.

Se pueden adquirir en centros de bricolaje especializados, pero tienes la posibilidad de realizarlas tú mismo con maderas y listones que te hayan sobrado de otros trabajos. También puedas construir estas puertas desmontando las tablas de un palé. Con este material incluso podrías realizar el mobiliario de una terraza. Antes de ponernos manos a la obra es necesario reunir las herramientas y utensilios adecuados, entre ellos un martillo, formón, lijas, taladro, formón, barniz, y clavos o barniz.

Para conseguir un mejor resultado lo mejor es que hagamos la plantilla de una puerta, que nos servirá también para la otra. Antes de continuar con el trabajo hay que lijar todas las partes de la madera. Montaremos un listón encima de otro, que fijaremos con cola o mediante clavos. Haremos esta operación hasta que cubramos toda la puerta. En la parte superior hay que diseñar una curva para que adquiera la forma de las puertas del oeste. Para ir concluyendo hay que darle un par de capas de barniz o de pintura, en función de nuestros gustos. Hay que dejar que se sequen durante al menos tres horas.

Cuando tengamos las puertas construidas solo hay que colocarlas. Al tratarse de unas de vaivén habrá que comprar unas bisagras giratorias. Ponemos la puerta en el lugar que más nos interese y a partir de ahí sabremos la altura adecuada para colocar las bisagras.

Realizamos las marcas donde irán éstas. Ten en cuenta que pondremos dos en cada hoja, una arriba y otra en la parte inferior. También hay que señalar donde se colocarán en el marco de la puerta. Con el taladro realizaremos los orificios y pondremos la puerta en su sitio.