Herramientas y MaterialesIdeas

Cómo elegir un empapelado

como-elegir-un-empapelado

La decisión de empapelar una pared o más paredes nos da muchas opciones. Actualmente en el mercado hay una enorme variedad de ofertas de empapelados de diferentes niveles de calidad y costo, además de una amplia gama de diseños.

En lo que refiere a la calidad, tal vez los más resistentes y de uso más extendido son los vinílicos. Este tipo de recubrimiento nos brinda una resistencia y duración importante. Los más clásicos, que no tienen este recubrimiento tienen una duración menor, y si la aplicación no es prefecta o las paredes tienen alguna imperfección, tienden a dar problemas. Los autoadhesivos son de aplicación muy sencilla. Los hay de distintas calidades y precios.

Para los espacios ocupados por los niños, como dormitorios o áreas de juegos, los pintables son una excelente opción. En el extremo más caro, tenemos los pintados a mano y las telas. Este último caso requiere una excelente elección de las mismas, para que no se deformen. Por supuesto que la aplicación debe ser hecha por manos muy expertas.

En cuanto al diseño, depende del gusto personal. Algunas pautas nos permiten evitar errores. Los diseños muy grandes y espacios reducidos no suelen quedar muy bien, ya que recargan un poco la vista. Aun así, si los colores son suaves, puede quedar bien, pero hay que tener en cuenta todos los demás elementos de la habitación para evitar esa sensación de agobio. Los diseños pequeños y discretos quedan bien en casi todos los ambientes, pero es muy importante controlar los colores. Las líneas horizontales o verticales son una excelente ayuda para “bajar ”o “subir” techos, respectivamente.

En un post siguiente veremos cómo colocar el papel.