Trucos

Cómo insonorizar una habitación

Soundproofing and insulation

Por desgracia, para muchas personas estar en su propia casa se convierte en todo un suplicio por culpa de los ruidos de la calle o de los vecinos. Por eso hay que ponerse manos a la obra para recuperar la tranquilidad. Nosotros te aconsejamos insonorizar las habitaciones.

El ruido entrará a nuestro hogar por distintos canales. En primer lugar hay que comprobar el grado de aislamiento que tienen las ventanas y a continuación buscaremos materiales que nos permitan mejorar la insonorización del resto de la vivienda.

Las ventanas son el principal coladero de los ruidos del exterior. Siempre es mejor apostar por materiales de calidad como pueden ser el aluminio o el PVC. En cuanto al sistema de apertura nos decantaremos por las batientes en lugar de las correderas, mientras que no podemos descuidar otros aspectos como el grosor del vidrio, el doble cristal o el tamaño de la cámara.

En lo que se refiere a techos y paredes optaremos por construir un tabique doble. El material absorbente lo instalaremos en la parte interior, entre las dos caras del tabique. Notarás un mayor aislamiento que si lo pusieses en la parte externa. Recuerda que cuanto mayor es la cámara de aire que hay entre los dos tabiques, mayor será el aislamiento.

La nueva pared que construyamos puede ser de pladur o de placas de yeso, que cuentan con una masa bastante escasa que le convertirá en el complemento ideal para esta obra de aislamiento. No nos podemos olvidar del cableado. Será preciso que le demos un nuevo emplazamiento en el nuevo tabique. Puedes probar su efectividad en la habitación de invitados.

Para aislar el suelo tenemos otras posibilidades que dependerán de tu disponibilidad económica y gustos. Están las losas flotantes de hormigón, láminas anti-impacto, placas antivibratorias con distintas densidades para rebajar las vibraciones, suelos técnicos o bancadas antibratorias.