Trucos

Cómo pintar nuestra casa de forma segura

Depositphotos_6634156_xs

Pintar una pared o una estancia del hogar requiere tomar una serie de medidas y precauciones para que sea una tarea segura sin riesgos para la salud. Os damos unas indicaciones que os pueden resultar muy útiles. La pintura contiene una gran cantidad de productos químicos y es muy difícil medir la cantidad de sustancias que el cuerpo es capaz de absorber, por ello las mujeres embarazadas y los niños no deberían estar presentes mientras pintamos, ya que puede suponer un riesgo para su salud. 

Consejos para pintar con seguridad

Lo primero, y esto deberíamos hacerlo siempre que utilicemos cualquier producto, es leer las etiquetas de los botes de pintura y asegurarnos de que cumplen con todas las normativas europeas. Por ello debemos acudir siempre a tiendas especializadas que nos ofrezcan toda la garantía.

Además debemos comprar la cantidad justa de pintura puesto que no se recomienda almacenarla en casa al tratarse de un producto tóxico e inflamable que debe estar alejado sobre todo de los más pequeños y de las mascotas.

Una vez que vayamos a empezar a pintar deberíamos evitar exponernos a los vapores que la pintura puede desprender, por ello es aconsejable utilizar una máscara y unas gafas de protección. Obviamente es importante que la estancia, y el resto de la casa, si es posible, esté ventilándose, por lo que abriremos el máximo de ventanas y puertas.

Otros consejos útiles

Es fundamental limitar el tiempo que nos exponemos a la pintura, así como intentar no dormir en una habitación que esté recién pintada.

La comida y la bebida no deben permanecer en la misma habitación donde estemos pintando, ya que pueden contaminarse de sustancias químicas nocivas. Si tenemos agua o cualquier alimento y no lo hemos retirado con antelación lo mejor es tirarlo para evitar problemas.