Ideas

Crear un cabecero para la cama

cabecero-

Los cabeceros son uno de los elementos más importantes en la decoración de cualquier dormitorio. Por eso te vamos a ayudar a crear uno para tu cama.

Esta tarea te resultará bastante sencilla ya que solo será necesario utilizar un tablero de okume, una pieza de gomaespuma y tela para tapizar el conjunto. Ten en cuenta la importancia que tiene el cabecero, que además de cumplir un efecto decorativo nos permite apoyar la espalda sobre él a la hora de leer o ver la televisión.

La mayor parte de las camas matrimoniales son de 1,35 metros, pero en nuestro caso vamos a hacer el cabecero un poco más grande, con unas medidas de 1,50 metros por 1,20 metros. El grosor de la pieza de okume será de 1,5 centímetros, mientras que el de la gomaespuma llegará hasta los siete centímetros.

En primer lugar habrá que echar cola de contacto sobre las superficies que luego uniremos la tabla de okume y la gomaespuma. Esperaremos unos minutos antes de juntarlas para que se evapore el disolvente. Cuando haya pasado el tiempo estipulado por el fabricante pegamos las dos piezas.

A continuación nos tocará tapizarlas. Para ello extenderemos sobre una mesa la tela que hayamos escogido y encima pondremos la pieza de gomaespuma con el tablero. La gomaespuma irá debajo.

Durante el proceso de tapizado hay que intentar tensar al máximo la tela. Colocaremos dos grapas en el centro de cada extremo para conseguir que se fije. Iremos tapizando del centro a los lados. Y es precisamente en los laterales de la tabla donde habrá que cortar el sobrante de tela, ya que puede resultarnos un tanto molesto a la hora de tapizar. El diseño de la tela tendrá que combinar con el resto de la estancia, así que si tienes una habitación femenina acertarás con el rosa.

Para ir concluyendo nuestra tarea hay que poner unos tiradores al cabecero para luego colgarlo de la pared. Para ello emplearemos unas pletinas, unos tacos y unos tirafondos.