Herramientas y Materiales

Elegir una caldera

elegir caldera

Elegir una caldera para casa es una tarea complicada. Sobre todo porque en el mercado encontramos una gran variedad de clases, con precios y prestaciones distintos. Antes de decantarse por una concreta es mejor conocer lo que nos puede aportar cada modelo.

Una de las primeras cosas a tener en cuenta es el precio. Las más económicas rondan los 500 euros. Pero como siempre os decimos, es mejor invertir un poco más con tal de ganar en calidad. La caldera debe durarnos unos cuantos años sin que se estropee, de lo contrario gastaremos más de la cuenta.

A la hora de decantarse por un modelo hay que valorar el uso que se le va a dar y la potencia. Para una vivienda común se suele optar por una de 25 Kw. Cuando la instales tienes que decidir entre la cocina o la terraza, que te permitirá economizar espacio en la cocina.

Tipos de calderas

-Las calderas atmosféricas toman el aire de donde están instaladas para poder realizar la combustión. Lo más normal es que este tipo de calderas se adhieran a una chimenea. En el caso de que la combustión sea deficiente puede existir un riesgo de intoxicaciones. Esto se produce cuando la instalación tiene algún tipo de problema que no le permite recoger bien el aire.

-Las calderas de estanca son bastante similares a las anteriores, pero bastante más seguras y eficientes porque el aire que necesitan para funcionar lo toman del exterior. Los humos y aires se expulsan al exterior con un sistema de tubo que empuja un ventilador. En el caso de avería su reparación resulta más cara que la de la atmosférica.

-Una de las novedades del mercado son las calderas de condensación. Funcionan por medio de la energía de vapor de agua. Con este sistema se reduce al mínimo el óxido de nitrógeno que se lanza a la atmósfera. Con él reduciremos además el consumo de gas.