Trucos

Cómo fabricar el pabilo de la vela en casa

Muchas veces hemos visto como hacer en casa todo tipo de velas. Las opciones son cada vez más y la tarea vale mucho la pena. Las velas dan calidez a un ambiente, generan un clima de calma e intimidad muy interesante y si les ponemos unas gotas de esencia en su elaboración, nos aromatizan el ambiente. Por si todo eso fuera poco son muy baratas de hacer en casa. Veamos hoy que ocurre si no tenemos pabilos y ya estamos elaborando nuestras velas. La receta que veremos hoy hará que no volvamos a comprarlo nunca más.

El punto de la parafina

Lo que vamos a necesitar es parafina y uno o varios trozos de hilo de algodón, como veremos más adelante, el grosor puede ser variable. Como siempre vamos a calentar la parafina al Baño María, nunca al fuego directo porque es muy peligroso. Lo más importante es ver cual es el punto que necesitamos para hacer pabilos. Exactamente es el momento en que comienza a perder temperatura y si introducimos por ejemplo, un lápiz, veremos que al retirarlo de la parafina se torna de color blanquecino. Ese es el punto.

Solo tenemos que sujetar el hilo por un extremo y sumergirlo, al menos tres veces. Luego solo nos resta dejarlo secar bien estirado, sobre una superficie horizontal. Si no tenemos un hilo muy grueso y estamos fabricando una vela grande lo que haremos es una trenza con los hilos necesarios y luego las sumergimos en parafina. De este modo queda mucho más grueso.

Cuando lo vamos a colocar, retiramos la varilla que servía de guía y vertemos unas gotas de esencia para que aromatice y luego colocamos el pabilo.