IdeasTrucos

Receta de jabón líquido biodegradable

Si hay algo que nos da alegría, es fabricar en casa los elementos de limpieza, cosméticos  y todo tipo de artículos que nuestras manos son capaces de hacer. Esto nos permite ahorrar mucho dinero y consumir productos que realmente sabemos como se han hecho  y sobre todo, gastando muy poco. Pero mejor que hacerlo, es compartirlo. Y cuando la receta incluye reciclaje, el producto es biodegradable, es muy fácil y baratísima, pues más alegría aún. Todas estas son las características de la receta que veremos hoy.

Ingredientes necesarios

Solo vamos a necesitar un litro de agua destilada, una cucharada sopera de glicerina pura (se compra en farmacias o droguerías), unas pocas gotas de una fragancia que nos guste mucho (como las usamos en muchas recetas, seguro tenemos en casa), unas gotas de colorante (esto si queremos podemos omitirlo) y una taza de jabón de tocador que hemos rallado  y que son todas esas pequeñas sobras que nos van quedando de jabón. Esta es una forma interesante de reciclar esas pequeñas cantidades.

Cómo lo hacemos

Colocamos el agua con el jabón en un recipiente adecuado para el baño María, donde vamos revolviendo todo el tiempo. Una vez que hierve, retiramos del fuego y agregamos, siempre revolviendo, los demás ingredientes. Una vez que se ha enfriado vertemos en un envase adecuado, al que hemos colocados una etiqueta con el nombre el producto y fecha de elaboración.

Un truco: siempre que hacemos este tipo de recetas, al revolver el Baño María debemos usar cuchara de madera.

Esta receta, a diferencia de la mayoría de los jabones, no lleva soda cáustica, lo que hace muy simple su elaboración.