Restaurar

Primeros pasos en la restauración de un mueble

Primeros pasos en la restauración de un mueble

En un post anterior os comentaba la importancia de comenzar a desarrollar esa creatividad que nos permite ver las posibilidades futuras de un objeto, sin tener tanto en cuenta su desgraciada actualidad. Si aprendemos a hacer esto vamos a poder tener objetos muy hermosos, con muy pocos euros, aunque con algo de trabajo. Pero nada mejor que un trabajo terminado que nos guste mucho. Veamos como se comienza la restauración de un mueble.

El primer paso es el diagnóstico

Hay muchas formas de reparar un mueble muy deteriorado, por lo que no hay que asustarse por el aspecto no tan prometedor. Hay que ver si tiene hongos o carcoma, si hay zonas en que la madera se ha doblado etc.

Casi con seguridad que lo que vamos a hacer es cambiar el recubrimiento del mueble. Ya sabemos como remover la pintura, pero hay veces en que nos enfrentamos a otro dilema. No sabemos si ese mueble se encuentra barnizado o si tiene cera. No es complicado ver la diferencia: si tiene cera, cuando le dejamos caer un poco de agua, se mancha. En el caso del barniz, resbala.

Remover el recubrimiento

El barniz  se quita con decapante, que se aplica con brocha. El punto es tener mucha, pero mucha paciencia. Esto nos puede dar algo de trabajo. Os recomiendo hacerlo sin prisa y bien.

Si es cera lo que se encuentra recubriendo el mueble, ya hemos visto como quitar cera.

Una vez con la madera sana y sin recubrimiento, podemos comenzar a trabajar, no sin antes dar una buena mano de imprimación.