Herramientas y Materiales

Revestir con teka el suelo de la terraza

Suelo de teka

Revestir con láminas de teka el suelo de la terraza, el balcón o el patio, es una opción muy fácil y rápida para conseguir un aspecto totalmente diferente en los exteriores de nuestro hogar. El suelo de madera de teka es muy resistente a las inclemencias del tiempo, y hace más cómodo el uso de las terrazas en las épocas de más calor. ¿Quieres conseguir tú también una terraza preparada para el verano?

Las láminas de madera de teka para suelos pueden encontrarse en cualquier superficie de bricolaje. Existen muchos tipos de láminas de formas y tamaños diferentes, para poder adaptarse a cualquier forma de superficie que queramos cubrir con ellas. Puedes encontrar desde láminas grandes cuadradas, para poder cubrir una superficie más amplia rápidamente, hasta pequeños listones para los casos en que precises rellenar pequeños huecos que hayan quedado hasta llenar todo el suelo.

El primer paso será calcular la superficie de nuestro suelo, para hacer un cálculo aproximado de las piezas que necesitamos.

Sistema de anclaje

 

Las láminas de teka además vienen con un sistema de anclaje de machihembrado para no necesitar hacer ningún tipo de obra en la terraza. Sólo precisa que las vayamos colocando y anclando entre ellas a través de estas piezas de unión.

 

 

 

Colocar láminas de teka

 

Comenzamos a colocar las láminas a partir de una primera fila, uniéndolas con los enganches.

Las láminas de teka vienen preparadas para utilizar en suelos con pequeños desniveles, sin que entorpezca su colocación.

 

 

Cortar láminas

En caso necesario podemos cortar las láminas con la sierra de calar para que puedan encajar perfectamente entre ellas y así rellenar toda la superficie del suelo.

Si encontramos en el mercado piezas que encajen a la perfección en el hueco que nos queda descubierto, es preferible antes que tener que cortarlas, ya que al cortar las piezas de teka debemos tener cuidado de cortar en el sitio exacto para no dañar las uniones.

 

 

Rellenar los huecos

 

Por último, sólo tenemos que ocuparnos de cubrir bien toda la superficie del suelo de nuestra terraza, limpiamos los restos de suciedad que hayan quedado, y ya podemos empezar a disfrutar de nuestra nueva terraza completamente preparada para el calor del verano.

 

 

Imágenes tomadas de Hogarutil.com