Ideas

Tres ideas para renovar un baño con muy pocos euros

Bar of natural handmade soap with mint on green ceramic surface.

Si el baño de nuestra casa no nos gusta, tendemos a pensar que reformarlo es algo que nos saldrá una fortuna. Si vivimos en un piso o casa alquilada, peor aún,  ni se nos pasa por la menta pensar en cambiar algo que nos costará mucho dinero y no es nuestro. En realidad no es así, ya que cambiando solo algunas cosas, podemos modificar el aspecto del baño. Un punto clave es recordar que debemos tener un mínimo, aunque más no sea, espacio de almacenamiento y que debemos tener en cuenta que es un ambiente húmedo, por lo que la elección de materiales depende de eso.

Veamos cuatro ideas

La primera refiere al espacio de almacenamiento. Si el baño es pequeño, debemos aprovechar las paredes, de modo que tenga menos peso a la vista. Para eso vamos a colgar dos o tres cajones, de esos que se pueden conseguir por muy pocos euros en un mercadillo.  Los pintamos de blanco, los patinamos con el color de predominio del baño (pero siempre en base blanco) y ya tenemos nuestro almacenamiento resuelto.

La segunda idea es cambiar esa pequeña alfombra a la salida de al ducha, por un pequeño dec. De hecho hasta lo podemos fabricar nosotros mismos. El punto es dar ese toque de madera que da calidez en el suelo. Debe ser pequeño pero de dimensiones suficientes para cumplir con su función.

La tercera idea es colocar dos o tres plantas aromáticas. Claro que depende de la luz que tenga el baño, pero una buena menta y si se puede, lavanda, harán que ese baño sea un espacio muy relajante. Tal vez debamos aprender más sobre el cultivo de aromáticas en casa, pero sabiendo que es algo de verdad simple.