Trucos

Trucos para mantener el parquet

parquet floor background

El parquet es uno de los suelos más cálidos y que mejor quedan en el hogar, aunque la madera exige una serie de cuidados para que se conserve en perfecto estado. Os explicamos cómo cuidarlo y limpiarlo.

Qué evitar

La humedad daña el parquet, ya que puede levantarlo y hacer que se pudra. Si se nos cae algún líquido en el parquet debemos secarlo rápidamente para que las tablillas no se levanten.

En el caso del parquet flotante destaca su resistencia y no es normal que se deforme. En cambio, los tarimados macizos sí pueden ser más inestables y deformarse por los cambios ambientales.

En general debemos evitar el sol, que hace que pierda su color, y el polvo y la arenilla, que lo estropean. También debemos evitar pisar el parquet si entramos a casa con los zapatos mojados y sobre todo, a fin de evitar marcas, no llevar puestos zapatos de tacón fino. Un truco es poner unos protectores en las sillas u otros muebles que arrastramos para que no lo rayen. Debemos evitar los golpes y roces con objetos duros.

Es importante mantener el nivel adecuado de humedad, por lo que podemos utilizar un humidificador cuando el tiempo sea seco y ventilar cuando haya humedad.

Limpieza del parquet

Es mejor utilizar aspiradora y la mopa especial para parquet que se humedece con un poco de agua y un chorrito de vinagre o algún producto específico, evitando los que contengan agentes químicos. No debemos añadir al agua productos con un alto componente ácido o los elaborados con ceras o siliconas.

Si tenemos una mancha lo más adecuado es quitarla lo antes posible para que resulte más fácil de eliminar.

Por último se recomienda lijar la madera cada diez años para que no sea tan evidente el envejecimiento del parquet.