Ideas

Un hogar más ecológico

Un hogar más ecológico

Si hacemos algunos cambios, en general nada dramáticos, pero los hacemos muchas personas, la diferencia será notoria para nuestro planeta. No se trata de vivir en una caverna iluminados por la luna, se trata de hacer unos mínimos gestos que son los que hacen el gran cambio. Veamos como colaborar.

Reciclar, reciclar y seguir reciclando

Demos todos los usos posibles a cada objeto, antes de desecharlo. Si vivimos en una zona donde se reciben residuos clasificados, pues a clasificar. Si en nuestra zona no se hace, de nada vale, ya que se junta toda la basura, apenas sale de nuestra casa.

No usar insecticidas si no es necesario, hemos visto muchas formas naturales de repeler o incluso eliminar insectos indeseables, por ejemplo, cucarachas.

Una medida que no nos cansamos de repetir es que es clave tener un excelente aislamiento en la casa. Un hogar con buen aislamiento consume mucho menos energía que otro que no lo tiene.

Quitarse los zapatos

Al entrar a la casa tomar esta constumbre, no solo trae como consecuencia un hogar más limpio, sino que no vamos a contaminar nuestra casa con posibles químicos que hemos pisado. Además usaremos menos limpiadores, ya que no será necesario usar tantos.

Una medida que os va a sorprender tiene que ver con la dieta. Si no queréis ser vegetarianos, todo bien, no hay problema, pero podemos colaborar disminuyendo el consumo de carne. Cuanta menos carne se consuma,  menos ganado se cría. El punto es que buena parte del efecto invernadero se debe a las emisiones de los gases de la digestión de las vacas. Cuantas más vacas, más gases peligrosos.